Compartir

Xarop Teatre ha actuado el 4 y 5 de diciembre en Las Cigarreras, en los comienzos del Festival Internacional de Títeres que se está celebrando en varios lugares –Las Cigarreras, la librería Pynchon&Co y el MACA- de nuestra ciudad.

Xarop Teatre tiene residencia en Castellón y en esta ocasión nos han traído el espectáculo ‘Los primeros burritos’. Llevan en la actualidad varios montajes rodando, ocupados en resaltar y mantener unos parámetros de ficción cercanos a los que desde la escuela educativa se imparten, comprometidos con el Medio Ambiente, la ecología y otras formas de pensar o sentir la relación del humano con el medio circundante, poniendo énfasis en buscar el consenso, el compromiso y la corresponsabilidad.

Xarop Teatre, un animado viaje con títeres para infantes en ESCENA Utilizan para ello materiales escénicos diversos, desde títeres manipulados con la mano, varillas o cabezudos, hasta otros menos convencionales como objetos, personajes insólitos u originales…  En sus propuestas de espectáculo suelen solicitar, a menudo, la participación del público, invitando a compartir escenario y acciones dinámicas en las que los atentos pequeños se muestran afanosos, participativos y entusiasmados. Es por tanto su teatro interactivo, bidireccional, popular, en el que tratan de desarrollar conceptos llanos y sencillos, y acciones exentas de segundas o escondidas intenciones; es decir, su objetivo es mostrar una lectura o análisis de situaciones apropiadas a las edades hacia las que dirigen sus proyectos y temas: un público familiar para edades a partir de 4-5 años.

Utilizan recursos recurrentes: nos referimos claro está a que juegan con los elementos y sus contenidos en formatos próximos al de la fábula tradicional, clásicos y a la vez innovadores, entreteniendo sus montajes con personajes, títeres y animales con quienes establecen puentes interactivos y de comunicación emocional e intelectual. El espacio de la representación, y otros como el escénico y el escenográfico, están diseñados en consonancia con los mensajes que transmiten y con su público, por ello, a veces, suelen ser espacios menguados, suficientes para acoger a grupos de infantes no demasiado numerosos, lo que les hace adecuados para mostrar los trabajos también en colegios y aulas educativas.

Por último, quiero resaltar que los manipuladores en escena -Carlos y Rebeca- son también, a lo largo de la representación, los personajes que interactúan con los títeres, con los animales, con el otro manipulador o con el personaje que interpreta, y, por supuesto, con el público participante. 

En cuanto al Festival de Títeres destacar que en el mismo se están mostrando trabajos en los que prevalecen y se desarrollan múltiples técnicas de manipulación, como son las de hilo, de varillas, mixta, de sombras, de objetos, etcétera, lo cual le caracteriza gratamente.

Los títeres son capaces de asombrar tanto a infantes como a adultos hechos y derechos, como se viene revelando ancestralmente.

Para finalizar apuntar que las más de las veces las propuestas van dirigidas a los pequeños, pero no siempre es así, ni tiene por qué ser así: los títeres son capaces de asombrar tanto a infantes como a adultos hechos y derechos, como se viene revelando ancestralmente. El títere puede con todo. Y es muy poco exigente; pues en su esencia es humilde: se conforma con espacios mínimos, públicos reducidos, lugares asombrosos y mágicos… y manipuladores o autores que se atreven con esta disciplina tan difícil, contrario a lo que comúnmente se piensa que es.

En los años de mi formación como profesional de las artes escénicas, estuvo muy presente y me ocupé de conocer tanto materiales, como técnicas de manipulación. Sabemos que debidamente organizados, los títeres cumplimentan eficazmente los códigos escénicos y teatrales (al igual que las máscaras, de las que son primos hermanos). Conocer y encajar el mundo del títere en lo teatral es siempre sumar. Por eso me emociona saber que este magnífico festival, dirigido por Ángel Casado y su equipo, va camino de cumplir los cuarenta, que continua y que es un lugar donde seguir aprendiendo y disfrutando.

¡Larga vida al títere! ¡Larga vida al teatro!!

¡Salud y Teatro!

Elx, 8/12/2021

Paco Alberola

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here