Por Alba Roca.- Ola de calor con temperaturas rozando los 40 grados, reventón térmico con fuertes rachas de viento, lluvia y relámpagos… Nada de esto fue capaz de detener esta edición del Rabolagartija 2022. Mucho tiempo habían esperado los fieles asistentes a este festival como para que los fenómenos metereológicos les frenaran este año. 

El pasado fin de semana pasaron por el polideportivo de Villena más de 25.000 personas, una cifra que, sin lugar a duda, tuvo un gran impacto en pequeños comercios y hostelería del municipio y así nos lo hicieron saber los propietarios de los mismos, cuando los visitamos durante la segunda jornada del festival.

Este año, el pistoletazo de salida fue a las 17:20 h. de la mano de “El sombrero del abuelo”. La preocupación de muchos asistentes sobre los horarios asignados a Ska-p y Boikot quedó disuelta en el momento de sus actuaciones. Había debate por meterlos en el cartel de jueves, muchos comentarios dudaban de la asistencia de la gente, error. El concierto de Boikot, a pesar de ser a las 19:10 h. de la tarde caldeó y mucho el ambiente, ya que empezaron a verse los primeros pogos del festival entre los fieles seguidores de la banda. Fue a las 23:30 h cuando Ska-p saltó al escenario ante un polideportivo totalmente abarrotado. Los vallecanos dieron un auténtico conciertazo, haciendo un repaso por toda su trayectoria, desde su primer trabajo del que se pudieron escuchar dos canciones, “Como un rayo” y “Abolición”, hasta las más recientes. La banda iba acompañada de un séquito de amigos y familiares que se mostraban muy agradecidos con los asistentes entregando pegatinas y postales del grupo.

Después del derroche de energía con el concierto de Ska-p, sin tiempo para descansar, a la 1:00 h. llegó el turno de “La pegatina” con una evidente declaración de intenciones, la primera frase que dijo su vocalista fue “¡esto es una fiesta!” a la par que unos espectaculares cañones de confeti llenaron todo el recinto de colores.

A las 5:00 h. Plan B (DJ de Los chikos del maíz) cerraría las puertas del festival y daría las buenas noches a los lagartijeros despidiéndose hasta el día siguiente.

El primer plato fuerte del viernes llegaría a las 20:10 h. de la mano de “Tropa do carallo”, banda referente del punk nacional por excelencia, liderada por Evaristo Páramos (vocalista de La Polla Records). Muchas fueron las caras de incredulidad cuando a la hora de saltar al escenario, en vez de escuchar punk rock, comenzaba a sonar por los altavoces la canción “Horóscopo” de Manolo Escobar. A estas alturas, es difícil que Evaristo pueda sorprendernos, pero sí, esa era la intro de su concierto. En cuanto terminó de sonar este tema de folclore, el concierto empezó, siguió y terminó con un ritmo frenético, dejando a los asistentes en un nivel de euforia brutal tras tocar canciones de “La polla records” como “Avestruz”, “Qué turututu, Ay qué tururú” y “Odio a los partidos”.

Seguidamente saltaron al escenario “SFDK” y sucedió algo que no suele verse prácticamente con ningún grupo, el rango de edad de los que coreaban y gritaban sus canciones iba de 6 a 50 años. Así “El Zatu”, consciente de ello, hizo una encuesta pidiendo a los asistentes que levantaran la mano dependiendo los años que llevaban escuchando a “SFDK”.

Después de los asturianos “Desakato”, que siguieron “incendiando” el festival, fue el turno de “Rozalén” para dejar patente que el Rabolagartija es su casa y así lo demostraron todos sus huéspedes. Otra vez la despedida fue a las 5:00 h. de mano del Drum and Bass de los sevillanos “Dub Elements”.

Ya el sábado, entre el concierto de “Def Con Dos” y “Ciudad Jara” y con la incertidumbre de lo sucedido en otros festivales debido a las condiciones meteorológicas, se comunicó a todos los asistentes que debían de desalojar el camping sombra como medida de precaución, esta información se trasladó tanto en directo como en sus redes sociales para asegurarse de llegar a todo el público, tras evaluar los riesgos con las autoridades competentes. Una vez finalizado el estado de alerta se comunicó a los afectados, unas 5.000 personas, que todo volvía a la normalidad. Como anécdota, nos gustaría destacar la disposición de algunos vecinos de Villena a ofrecer sus hogares si fuera necesario para la gente que no tuviera donde dormir.

Durante el concierto de “Ciudad Jara” fue el turno de la lluvia. Más que lluvia, podría definirse como “lluvia fantasma” porque solamente se pusieron a refugio los que llevaban cámaras de fotos y los que estaban esperando la actuación de “Eskorzo”. Nadie más se movió del escenario en el que el exvocalista de “La raíz” estaba llevando a cabo su concierto.

Comenzó el concierto de “Eskorzo” y la gente no paró de saltar y bailar durante unas cuantas horas, ya que después de ellos tocó seguirle el ritmo a “Dubioza Colectiv” y a continuación, la guinda de la noche ,“ZOO”. El recinto, totalmente abarrotado durante el concierto de los valencianos que, sin lugar a duda, han sido uno de los bombazos de este festival.

Este año, en el Caparrilla Stage se pudieron ver bandas muy potentes y con un directo impresionante (Rokavieja, Salida Nula, La Regadera, Awakate, etc.) no es de extrañar que en futuras ediciones los veamos sobre las tablas de los escenarios principales. 

Los pequeños detalles hacen a un festival grande y en el Rabolagartija se pudieron observar muchos, como, por ejemplo, un Punto violeta, voluntarios de Cruz Roja repartiendo preservativos para luchar contra las ETS, instalaciones preparadas para recibir a esa gran masa de gente y una puntualidad británica, entre otros. 

Como indicábamos al inicio, nada fue capaz de frenar el Rabolagartija, que como ya comentábamos en la previa, se está consolidando como uno de los grandes festivales de la península. Si este año hemos visto tan solo el rabo de la lagartija, no queremos imaginar cómo tiene que ser la lagartija entera, ¡nos vemos en 2023!

Artículo anteriorEl cine sale a cuatro plazas de Alicante los últimos fines de semana de agosto
Artículo siguienteBizarrap o C. Tangana pasarán por el escenario Vibra Mahou en el Boombastic Benidorm

Dejar una respuesta

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí