Compartir
Aram Dervent Pic by MVelandiaMphotomobile
Aram Dervent Pic by MVelandiaMphotomobile

Aram Dervent, 'mi fotografía soy yo mismo' en ARTE FOTOGRAFIA Aram Dervent presenta en el Centro fotográfico L’Espai su serie “Nocturnos o Los Paisajes Interiores”, la obra que ha sido comisariada por Carlos Balsalobre no deja tranquilos a los espectadores, los comentarios durante la exposición son muy disímiles, van desde la del fotógrafo clásico que opina que en la obra no hay composición ni un manejo de la técnica adecuado, hasta la del que se siente ante una creación digna de verse en cualquier gran galería del mundo.

Por supuesto dicha contradicción es importante porque denota la intranquilidad que genera la fotografía actual comprendida como arte. En L’Espai se han visto trabajos muy diversos, desde la fotografía purista hasta la más transgresora en sus propuestas conceptuales, por allí han pasado trabajos tan dispares como los de Man Ray, Daniel Sirvent, Pepe Calvo, Cristina de Middel, Eduardo Lastres, Paco Valverde, David Sardaña o la photomobile de Juan Sanz, Francisco Sarabia, Ariadna Rivera o Manuel Velandia. Varios fotógrafos y dos años de trabajo continuo son la base para la exposición de Dervent que puede verse actualmente en esta galería y escuela fotográfica.

Olivier Wendell Holmes, en 1861, decía que la fotografía es un “espejo con memoria”; el fotógrafo ha venido siendo un homo pictor que con su lente y la edición, más recientemente con la edición digital, ha estado construyendo realidades, sobre esta construcción de mundos dialogué con Carlos Balsalobre y Aram Dervent.

¿Carlos Balsalobre, por qué montaron esta exposición?

La montamos para dar a conocer un perfil más de la fotografía de hoy, que es lo que estamos haciendo en L’Espai Centro Fotográfico; lo que pretendemos es dar diferentes miradas sobre la fotografía y ésta es una de ellas.

¿Qué tipo de mirada tiene Aram Dervent?

Es una mirada desde el interior, en realidad es una metáfora de eso que sucede en nuestro interior que está tan imbricado como las fotografías que en la exposición pueden verse. Es en realidad una fotografía espejo en la que la que se reflejan en su interior nuestras experiencias, todo lo que está totalmente imbricado, en dónde nada es blanco o negro…

Donde nada es claro, donde todo es difuso…

Sí, donde nada es claro evidentemente, donde muchas cosas son difusas, donde nada es totalmente blanco o negro, donde todo es una matriz de grises en la que se fusiona todo, nada es bueno ni malo… por poner otros adjetivos.

Aram Dervent, 'mi fotografía soy yo mismo' en ARTE FOTOGRAFIA Aram Dervent, este trabajo conceptual no es un trabajo nuevo en su producción fotográfica. ¿Es una experiencia que ya viene produciendo desde hace algún tiempo?

Sí algunas de las fotografías las he tomado en 2006 y la ultima es de 2008, pero cuando fotografío es una cosa y después lo miro, lo arreglo, lo compongo… todo entra en el tema de una serie. Entonces las junto. Esta es la primera vez que lo enseño, para mí un trabajo existe cuando lo enseñas. Generalmente no hablo de la época cuando he hecho la foto, lo que importa es la fecha cuando se muestra porque es la fecha cuando el trabajo nace a la sociedad. El trabajo realmente existe como proyecto, en tu mente, en la pantalla.

¿Tendrá usted, próximamente, otro parto fotográfico?

Espero que en 2015 tendré la oportunidad de enseñar otra parte de la imagen que hago.

¿Usted considera que su fotografía es poesía?

Hay algo de poesía, es claro… ¿Cómo decirlo en este idioma? Me sorprende tu pregunta… Es verdad que cuando escribo poesía el fantasma es real, mi fotografía tiene algo de poético… puede que venga de mi origen, soy armenio. Estoy influenciado por la poesía, por el mundo del arte. Pero si la fotografía es poesía puedes decirlo tú mismo, mi fotografía soy yo mismo.

¿Quién es ese que está en su fotografía?

Yo. Soy un ser siempre el movimiento, cambio como mis series; una serie no tiene que ver nada con la otra, siempre es diferente porque soy curioso del mundo, me gustaba mirar el mundo, cuestionar lo que hay a mi alrededor.  Desde el principio de mi trabajo me cuestiono qué es la realidad, yo mismo qué soy, de dónde vengo, adónde voy, qué seré… Mis primeros trabajos fueron autorretratos.

¿Todos esos cuestionamientos se expresan en su obra?

La obra es mi crecimiento, como salgo aquí es mi realidad, la realidad aparece según tu estado mental, si estás un poco estresado, si tienes problemas, aparece lo que está en órbita en tu cerebro, lo que se encierra en tu mente y enturbia tu visión, lo que es tu obsesión… esos problemas son los que están en mi fotografía.

Su problemática no es lejana de la de otros seres humanos, ¿qué rol cumple con su trabajo artístico?

Mi rol es traducir la realidad, pero eso tampoco es verdad porque utilizas la técnica, cuando utilizas la tecnología, la película con la que haces las imágenes cambia la realidad, la realidad es distinta según si la película con la que trabajas es de Kodak o una película de Fuji. Eso es importante porque yo siempre trabajo con analógico.

¿La película que utiliza va a darle un tipo de expresión diferente a la realidad?

Sí, cada una da un tipo de realidad, una luz, un color diferente. Yo comencé destruyendo la fotografía original, utilizando ácido, rayando para lograr esa visión que quería expresar porque la visión que tienes de la realidad exterior es tu propia visión, depende de tu cultura, de la venda que tienes en tus ojos, de tu cerebro… son cosas que te afectan.

Usted está afirmando, en eso coincidimos, que la imagen crea la realidad no que la fotografía sea la realidad y que dependiendo de las emociones y su lenguaje el mundo cambia, que ve a partir de lo que conoce pero también espera ver desde lo que desconoce. Entonces, ¿usted piensa que al ver su fotografía, desde la mirada particular del espectador, él crea su propia –realidad-fotografía?

No solo crea la fotografía, sino que además crea la realidad, por eso me encantaría que las fotografías tuvieran otro tamaño, aun cuando aquí las personas las ven grandes, que fueran del tamaño de la pared completa porque la persona debe sentirse dentro del paisaje, porque la sensación que hay que experimentar es la de ser libre dentro de éste, que también te preguntes dónde estás, qué es lo que quieres hacer…

La exposición ‘Nocturnos o Los Paisajes Interiores’ estará abierta en L’Espai hasta el 18 de diciembre.
Horario: De lunes a viernes, de 18:00 A 21:00 h.
Más información: Teléfono 966 596 822.
Facebook y página Web de L’Espai

1 COMENTARIO

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here