Compartir
Eduardo Relero
Eduardo Relero sobre su obra en la Volvo Ocean Race

N

Eduardo Relero: 'Me gusta perjudicar los tópicos' en PINTURA adie diría al verlo, tan sencillo, bromista y cercano, que Eduardo Relero es un artista de fama internacional. Sus dibujos anamórficos, de grandes dimensiones, pueden verse en las calles de algunas de las principales urbes del mundo como Nueva York, Tokio, Madrid, Berlín o Londres y le han catapultado a la fama, gracias sobre todo a su difusión a través de blogs.

El efecto óptico tridimensional de sus obras, cercano al arte clásico, es tan realista y original que despierta admiración allá por donde deja sus pinturas, una expresión de arte efímero que permanece hasta que el tiempo lo permite en el lugar escogido como lienzo.

Argentino de nacimiento y actualmente afincado en España, Relero no para de viajar por medio mundo. Y en uno de esos desplazamientos ha venido por primera vez a Alicante para plasmar en la Race Village de la Volvo a un Neptuno con mensaje ecologista, un encargo de Ecoembes para una campaña enfocada al reciclaje en el mar. En una entrevista concedida a Alicante Mag, Eduardo Relero nos desvela una personalidad inconformista e inquieta que le lleva a buscar la belleza, no exenta de reflexión, y a disfrutar de su arte por encima de todo.

Eduardo Relero: 'Me gusta perjudicar los tópicos' en PINTURA ¿Cómo consigues ese efecto óptico tridimensional?

Es una técnica que se remonta al siglo XVI. Leonardo Da Vinci la utilizó en apuntes y luego se empleó en los techos de una Iglesia en Roma, donde yo estudié. Empecé Arquitectura y me atrae el espacio. Mis obras son un punto de convergencia entre el dibujo, la parte geométrica y la pintura antigua. 

De hecho, he llegado a rechazar la pintura del último medio siglo. Mi teoría era que una sociedad decadente produce un arte decadente. Es como si hubiese enfermado. Además, mi padre y mi abuelo eran pintores. Todo eso me llevó al arte antiguo, al dibujo anamórfico, aunque también realizo afiches para películas, grabados, esculturas,…

A partir de lo artesanal comienza el arte; pero el arte contemporáneo rechaza lo artesanal. Ésta es la base, y después tienes que saber hacia dónde sueñas para orientar tu obra.

Tus pinturas contienen varias lecturas, ¿qué es lo que pretendes transmitir más allá del realismo y la belleza?

Siempre uno quiere contar algo. Pero existe el peligro de convertirse en panfletario. La clave es crear una metáfora que no resulte obvia. Una frase de Freud decía que el arte contemporáneo estudiaba el consciente; mientras que en el arte antiguo se traslucía el inconsciente, ya que al ocuparse de temas como los mitológicos afloraba algo más profundo. 

Eduardo Relero: 'Me gusta perjudicar los tópicos' en PINTURA
Eduardo Relero: 'Me gusta perjudicar los tópicos' en PINTURA
Eduardo Relero: 'Me gusta perjudicar los tópicos' en PINTURA
Eduardo Relero: 'Me gusta perjudicar los tópicos' en PINTURA
Eduardo Relero: 'Me gusta perjudicar los tópicos' en PINTURA
Eduardo Relero: 'Me gusta perjudicar los tópicos' en PINTURA

Eduardo Relero: 'Me gusta perjudicar los tópicos' en PINTURA Tus obras, ¿son arte efímero?

Todo es efímero al encontrarse en la calle. Utilizo pinturas casuales, colores acrílicos, pigmentos con cola. Pero no tienen que brillar, porque el dibujo se tiene que mirar de manera oblicua. La técnica está en el dibujo, en la geometría.

Para pintar en las calles, ¿pides permiso o lo haces sin más?

Al principio pedía permiso, pero era tan engorroso que lo empecé a hacer de manera furtiva y si no lo hago en pleno centro de la ciudad, no hay problema. Me hice conocido por los blogs y ahora me contratan y me hacen encargos. 

Eduardo Relero: 'Me gusta perjudicar los tópicos' en PINTURA ¿Por qué has escogido la figura de Neptuno y qué representa el dibujo que has realizado a la entrada de la Volvo?

Neptuno es la imagen propuesta por Ecoembes. Además, me gustan los personajes mitológicos, las metáforas del arte clásico. Aprovechando esta figura, introduje  los caballos que lo acompañan, con medio cuerpo fuera, y un barquito de papel sobre su mano.

¿Cuánto tiempo necesitas para completar un dibujo?

Puedo emplear desde una mañana hasta una semana. 

Tus obras se pueden encontrar en las calles de Nueva York, Madrid, Londres, Berlín… ¿Es una forma de dar a conocer tu arte al no poder itinerarlo en museos? ¿Tienes alguna motivación para viajar tanto?

Ma aburro en mi casa (risas). Me llaman y si me merece la pena hago las maletas y me voy. Me resisto a la ortodoncia social. Dibujar me aporta tranquilidad y seguridad. Realmente, la pintura me ha salvado la vida. Tu cabeza tiende a repetir lo mismo una y otra vez; mientras que el mundo te cambia. 

Eduardo Relero: 'Me gusta perjudicar los tópicos' en PINTURA ¿De qué obras te sientes más orgulloso?

Algunas han tenido resonancia mediática, como un encargo de Oxfam en Nueva York. Me gusta perjudicar los tópicos que uno tenga. El pensamiento es un moscardón. 

Acabo de hacer otro dibujo hace una semana en Nueva York, ante la sede de la ONU con motivo de la Asamblea General del 25 de septiembre. Muchas ONG y activistas mundiales se reunieron frente al edificio y este año me contrataron para tratar el asunto de Manus Island, una isla de Australia que se asemeja a Guantánamo, donde se confina a los refugiados políticos, con resultados tan trágicos como la muerte. 

¿Consigues vivir de tu trabajo como artista?

Todo tiene que ver con el umbral de confort que uno tenga. Vivo bien, me libro de condenas y yugos como los horarios, que no soporto; al igual que otros no soportarían otros yugos como no tener seguridad económica, seguro médico privado o plan de jubilación. 

Para saber más, su web eduardorelero.com
Y para contactar, su e-mail: contacto@eduardorelero.com

Neptuno

Eduardo Relero: 'Me gusta perjudicar los tópicos' en PINTURA

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here